DAVID BRAVO EN 20 MINUTOS

Conocí a David Bravo en una de las conferencias del EBE. Tengo que decir que me encantó su manera de explicar temas de propiedad intelectual aplicadas al mundo de internet. Defiende unas ideas que me parecen más que sensatas teniendo en cuenta los tiempos que vivimos en la red. Me gusta su forma de pensar.

Hoy ha contestado preguntas de lectores en 20 Minutos. Las he leido y me han gustado especialmente dos por las respuestas que ha dado. Os las dejo por aquí.

 

Pregunta: Bajarse películas o música a través de emule para consumo propio y sin animo de lucro es legal?

 

David Bravo responde: Nuestro Código Penal establece que para que la reproducción de obras intelectuales sin autorización sea delictiva es necesario que exista ánimo de lucro, por lo que todas aquellas copias que se hagan para uso personal no tienen los elementos que exige el tipo penal.

 

Esto choca con la propaganda que podemos ver con los anuncios de «Ahora la Ley Actúa» y que aseguran que descargar de Internet es comparable a robar un bolso o un coche.

Sin embargo, la reciente reforma de la LPI deja mucho lugar a la interpretación. Si bien por vía penal parece obvio que no existe posibilidad de ser condenados, es posible que por vía civil puedan dar lugar a indemnizaciones.

 

Pregunta: Si yo compro un cd/dvd y lo utilizo para grabar fotos, documentos y demás particulares y lo demuestro ¿Puedo reclamar ese canon?

David Bravo responde: Sí, puede reclamar. En la web del abogado Javier de la Cueva, experto en propiedad intelectual, tiene toda la información: http://www.derecho-internet.org/canon

 

BANSKY, ARTISTA DE LA CALLE

Bansky es uno de los más famosos graffiteros. Muchos lo conocen como el mejor «Artista de la calle y para la calle«. Yo le conocí hace tiempo, cuando escuché a alguien hablando de sus excentricidades.

Es de Bristol (Reino Unido), aunque lleva su obra por todo el mundo. Se le conoce por utilizar el arte urbano callejero para dar sur visión particular del mundo y remover conciencias. Su obra está cargada de trasfondo político. Como todo excéntrico, tiene algo de misterioso: oculta su nombre real a la prensa. Además, es conocido por colgar sus obras en algunos museos sin autorización previa; lo ha hecho, entre otros, en el MOMA y el Tate Modern de Londres.

 

En 2005 pintó sobre el muro de Cisjordania construido por Israel en los territorios ocupados (Belén, Ramala y Abu Dis). Imágenes de protesta contra lo que consideraba una ruina. Estos días intenta, exponiendo allí su obra, atraer a visitantes a la zona y dar más voz a su protesta.

 

Fotografía: El País.