NOS VAMOS DE PUENTE

Como sabéis, los lunes siempre se me hacen muy cuesta arriba. Pero cuando se va acercando el ocio del fin de semana, se me ilumina la cara. Normal ¿cómo no? Y si es un fin de semana tan largo como éste que nos dura 4 días, más todavía si cabe.

Sevilla es una delicia en esta época. Sol, buen tiempo, olores, sabores, cervezas, terrazas, tapitas, paseos, sentarse a la sombra, respirar hondo, el río, los amigos, las copas…. Todo sabe y suena mejor en Sevilla en primavera.

Hace sólo 3 días que se fueron Tefa y Jose después de pasar un genial fin de semana. Y esta tarde me llega otra esperadísima visita. Tendremos por aquí a Nata y Diego para disfrutar de la ciudad y el tiempo libre. Estoy deseando.

Volveremos a patearnos las calles, a pelearnos por pedir una cerveza fría, a decir que no podemos comer más, a tomarnos un helado en Rayas, a beber unas copas al lado del río, …..

Feliz puente a todos y, si no escribo por aquí antes, nos leemos a la vuelta.

Hasta entonces, decidme… ¿qué cosas nunca dejaríais de enseñar a alguien que viene de visita?

Únete a la conversación

6 comentarios

  1. Eyyyyyyyy! que no había visto las fotos de Tefa del finde. Nos lo pasamos bien, ¿verdad?

    Y aún está reciente una visita y hoy tenemos otra, la temible Nata y el encantador de Diego, jejeje (¿se me ve el plumero con Diego? jajaja). Va a conocer a la gran Conchita y al gran Manolo, mira por donde.

    A ellos no puedo dejar de llevarlos al Rinconcillo, que con Tefa y Jose no nos dio tiempo.

    ¿Preparados para vivir la calle? Yo lista y dispuesta.

    Un beso.

  2. No sólo en Sevilla; en general, soy de los que disfruta y creo que hay que acostumbrarse a disfrutar pateando (o paseando) las ciudades, siguiendo sus ritmos, descubriendo la luz que prefiere su gente o buscando las sombras bajo las que se recogen, los bares del cafelito, las barras para el aperitivo. En fin: primer mandamiento, «no agotarás las fuerzas de tu prójimo»

Dejar un comentario

Deja tu comentario