LA VIDA AMOROSA DE MI MÓVIL

Desde hace unas semanas, vengo sospechando que mi móvil ha cobrado vida y mantiene un romance a distancia con el móvil de Alfonso. Lo que me trae loca es cómo, cuándo y dónde surgió el amor, porque no recuerdo ninguna ocasión en la que los dos aparatos hayan tenido contacto.

¿Cómo he llegado a tan absurda conclusión? Después de darle muchas vueltas a los acontecimientos y por increíble que parezca, es la única explicación lógica que encuentro.

Hace un par de semanas me empezaron a llegar mensajes en blanco de un teléfono que desconocía. No hice caso al primero, ni al segundo, ni al tercero… Pero cuando íbamos por el décimo, decidí llamar al dichoso numerito.

Para mi sorpresa, me respondió Alfonso. Y todavía hay más. Me dice que a él le llegan llamadas perdidas mías y que por supuesto él no me ha mandado ningún mensaje. Pensé que sería algún tipo de enfermedad transitoria.

Y desde entonces he estado tranquila hasta ayer sobre las 13.30 del mediodía. Me empieza a sonar el teléfono. Alfonso llamando. Respondo pero sólo escucho cómo mantiene una conversación con alguien al otro lado de la línea. Cuelgo. Vuelve a sonar. De nuevo Alfonso llamando. Misma operación. Cuelgo. Vuelve a sonar…… Así unas 15 veces. Hasta las 2 de la tarde.

Hoy, a la misma hora, se repite la operación. De momento, el tema está siendo más moderado. Su móvil (que no Alfonso) me ha llamado 3 veces. Como las natillas, repetimos. Suena, contesto, voces al otro lado, cuelgo, vuelve a sonar….

Empiezo a sospechar que todo sucede cuando Alfonso sale de currar y se mete el móvil en el bolsillo (tal vez sin bloqueo de teclado) y el aparato llama al primer número que le apetece (suele pasar que es el mío por eso de la ordenación alfabética de las agendas).

Ahora lo que empiezo a temerme es que, cuando le llegue la factura, se cague en la puñetera madre que me parió.

En fin, que me tienen loca. Acabo de mandarle un mensaje a ver si me hace caso. Aunque claro… lo mismo ni le llega. Ya veremos.

Desde luego que ahora me creo eso del “connecting people”. Que me conectan hasta cuando yo no quiero. Sólo espero que la historia no acabe como el cuento del lobo, porque a este paso, cuando Alfonso algún día quiera llamarme de verdad, no le voy a hacer ni caso.

7 Comments

  1. lo mas gordo es que el movil lo bloqueo desde siempre y ademas esta metidito en un bolso que me he comprado para ellos, las llaves etc
    el otro dia llamó aun apagado y cosa curiosas desde el movil de un señor que trabaja conmigo me empezaron a llegar cientos de mensajes en blanco y lo llamaba y no lo tenia conectado, cuando contacte con el me dijo que el no tenia ni idea que lo habia tenido apagado
    estoy por llamar a Pitita porque esto puede desembocar en las caras de Velmez o el telefono de Alfonso

    Reply
  2. Pues mira que la solución es sencilla. Dile a tu amigo Alfonso que cree un contacto llamado Aaaaaa con un número inexistente y fin del problema, para él y para tí.

    O eso, o que aprenda que existe una cosa que se llama “bloqueo de teclado” en los móviles para cuando se los mete uno en el bolsillo.

    Reply
  3. A mi me pasa mucho (lo de recibir llamadas constantes). Y conozco a más gente que le sucede lo mismo.

    Todos tenemos algo en común: nuestro nombre empieza por A y las llamadas perdidas (o no efectuadas voluntariamente) provienen de personas que no bloquean el teclado. A lo que añadiría que además guardan el móvil en bolsos o carteras, donde otro objeto presiona la tecla de llamar.

    Reply

Deja tu comentario