«All the people moving for just one dream»

Son las 11 de la noche de un día en el que estoy muy contenta. A pesar del cansancio, el estrés, las ganas de que llegue el fin de semana, la escasez de tiempo, el calor que hace ya en mi piso… A pesar de todo eso, me siento feliz.

No me pregunten por qué. En realidad no tengo una buena explicación. Porque apenas tengo tiempo para nada, porque hoy me han clavado 240€ por la revisión del coche, porque cuento cada vez con menos minutos que dedicar a mi vida internauta, porque no se me ocurren cosas interesantes que publicar en el blog, porque llevo 3 semanas con fotos pendientes que subir y vídeos que editar, porque casi no he podido empezar a leer el libro que lleva ya 3 semanas esperando en la mesita de noche, porque me duelen los ojos después de un día de lectura intenso…

Pero estoy contenta. Esto me demuestra cómo puede llegar a influir en mi estado de ánimo mi satisfacción personal con el trabajo, los amigos y la familia. Parece que hoy está todo en su sitio.

También influye estos días en mí que ando descubriendo nueva música que no me había parado a escuchar hasta el momento. El pasado mes de Febrero, Macaco lanzó su último disco «Puerto presente» con una canción en defensa de la naturaleza para celebrar el día de la tierra.

A mí el ritmo me encanta y me sube el ánimo. «… moving… all the people moving… one move… for just one dream…»